viernes, 19 de octubre de 2012

Un ovni extrae la electricidad de una subestación en Trujillo Alto, Puerto Rico

Para que los lectores tengan una idea de la importancia del tipo de incidentes que ocurren en Puerto Rico, vamos a exponer aquí a un incidente impactante que ocurrió el 17 de marzo de 1991, en ​​el municipio de Trujillo Alto.

Era la noche del domingo, 17 de marzo 1991, todo estaba tranquilo y normal en el barrio Carraízo del pueblo de Trujillo Alto. Pero poco después de la medianoche hubo una súbita explosión de luces, colores y un sonido fuerte extraño.



Por muchas millas alrededor, la oscuridad de la noche se convirtió iluminada y muy brillante con una luz de proporciones increíbles. En la distancia, se podía ver cómo el cielo nocturno había adquirido un intenso color azul-turquesa, y al mismo tiempo, hubo apagones eléctricos en varios sectores ubicados millas de distancia del lugar. 


Enseguida todo estaba iluminado con una luz verdosa muy brillante que de repente cambió a una luz anaranjada. Añadiendo un toque espectacular a todo esto, un rayo de luz blanca se veía proyectarse hacia el cielo, moviéndose de la izquierda a la derecha y viceversa, en un movimiento en forma de abanico y con uniformidad. Miles de testigos en toda la zona de Trujillo Alto vieron esto. Sin embargo, los más cercanos a la zona, y ésos en lugares altos en los sectores de Río Piedras, Carolina y Trujillo Alto, vieron algo aún más espectacular.


Directamente sobre una subestación de energía eléctrica situada justo detrás de la urbanización "El Conquistador" en el barrio Carraízo, estaba un ovni inmenso circular, inmóvil en el aire e irradiando una intensa cantidad de luz. Muchos residentes de El Conquistador pudieron ver cómo la energía de la subestación eléctrica estaba siendo atraída por la nave extraña sobre ella. Algo así como una cortina de energía fue vista alrededor de la subestación, y en esa "cortina" se podía ver la energía eléctrica fluir dentro de la parte inferior del objeto grande. Sólo tomó unos momentos para que la gente se congregue en los alrededores de la subestación eléctrica, mientras que muchos otros llamaron a la policía o estaciones de radio para informar de lo que estaba ocurriendo o pidieron información sobre el fenómeno que estaban viendo.

Los testigos:

Uno de los presentes allí era el Sr. Josue Marrero, describió todo como algo salido de una película de Steven Spielberg: "Eso era enorme y la luz era tan intensa como la luz del sol. Era como si la noche se hubiera convertido de repente de día. Y la energía eléctrica subía en una pared de chispas y descargas eléctricas. ¡Nunca he visto nada parecido! Incluso tuve que apartar mis ojos de la luz porque era demasiada brillante y les hacía daño".






El Sr. José Miranda, otro testigo que vive en la Avenida Diego Velázquez en El Conquistador, declaró que: "Lo que vi mientras miraba por la ventana trasera, cuando la luz brillante envolvió todo, era algo que yo sólo podía ver una cuarta parte de su tamaño y forma. Estaba allí inmóvil en el cielo y para mí era algo redondo, algún tipo de nave extraña con un borde redondo metálico brillante como el níquel. La parte inferior es el lado que podía ver más. Siguiendo ese borde había una línea delgada de luz verde fosforescente y al lado de ésa, más al centro, había otra línea de luz azul-violeta fosforescente y en su centro había una luz muy potente blanca y brillante, como la luz de una soldadura. Vi eso y los rayos eléctricos, las descargas que subían en colores, algo así. Toda esta zona estaba iluminada como la luz del día y la luz cambiaba de verde a azul a anaranjada... así. Yo lo vi allí por alrededor de 30 segundos... y cuando la energía eléctrica falló por completo, esa cosa disparó hacia el norte a gran velocidad. Corrí a la ventana delantera para ver y ya se había ido.


"Mi esposa, que había visto parte de lo que sucedió, estaba gritando en la cama debido a la impresión que le hizo a ella, porque nunca había visto una nave tan grande como ésa, tan cerca y levitaba sobre nuestras casas. Esa cosa fácilmente cubriría la mayoría de estas áreas, porque era tan grande... era formidable, enorme. No era nada como un avión o algo así. Para mí lo que vi fue una nave extraterrestre, algo que no es normal... algo que no es de este planeta".






Su vecino, el Sr. Rafael Benítez, un psicólogo profesional bien conocido, añadió de lo que vio: "Cuando miré por la ventana de atrás, porque todo estaba como la luz del día y la electricidad se había ido, vi algo con tres fuentes de luces muy grandes brillantes en su centro por debajo del objeto. También vi como un muro de rayos eléctricos que iban hacia arriba, como miles de diminutos capilares eléctricos, descargas delgadas eléctricas subiendo, y se podía oír un sonido "chhh, chhh, chhh", algo así como cuando se escucha la electricidad estática. La pared eléctrica era más ancha en su base y según subía a esa cosa en el aire, se hacía más angosta. Rodeando esa cosa, había algo como una nube.  


"Esa cosa que vi no era nada de lo que sabemos de la tecnología terrestre. Las luces eran tan intensas... como focos brillando hacia abajo, pero realmente intensa y cegadora. Para mí lo que vi fue una nave alienígena que nos visitó, absorbió la energía eléctrica de la estación y ellos cargaron lo que querían recargar en su nave y se fueron, tal vez tenían problemas de energía."   



            
Danny Rodríguez, un joven que vive al lado de la subestación, también vio los efectos de luz increíbles allí cuando los sistemas explotaron, pero lamentablemente, él no miró hacia arriba sobre su casa, sin ver los objetos que muchos otros vieron allí. Pero recuerda claramente que después, cuando el incidente terminó, pudo ver durante varios minutos un rayo extraño de luz verde fosforescente que bajaba del cielo en un ángulo de 45 grados hacia la subestación. El haz de luz venía desde el noroeste. "Era como el haz de luz de una potente linterna viniendo del cielo, y se quedó allí por unos minutos. Algo anormal sucedió aquí", él dijo.


El Sr. Genaro Bigas, también un vecino que reside en la Avenida Diego Velázquez, explicó que cuando él se fue a su balcón para ver lo que estaba sucediendo, vio algo extendiéndose sobre su techo... "algo así como un semicírculo enorme de unos 180 grados. Permanecía inmóvil en el aire allí sobre nuestras casas. En el momento en que lo vi era bastante oscuro en la parte inferior y parpadeaban luces brillantes anaranjadas en sus lados alrededor. Ese fue el origen de la luz que estaba iluminando a todo aquí. Eso era algo sólido allá arriba, porque se podían ver en su borde algunas luces anaranjadas y luego arriba se podían ver las nubes y el cielo, pero desde el borde hacia dentro se podía ver una superficie oscura sólida. Después de eso, algunas luces blancas muy brillantes aparecieron allí en su parte inferior, en el centro de lo mismo.

"Lo que vi es compatible con lo que es llamado tradicionalmente un platillo volador. Era grande, realmente enorme, tan grande como la mayor parte de esta zona residencial urbana, pero estaba allá arriba, inmóvil. ¿Cómo es posible eso, esa cosa estaba estacionado allá arriba en el aire? Debe haber sido muy pesado... Era puramente increíble, pero todos lo vimos. Otra cosa es que mientras esa cosa estaba allá arriba, se podía sentir como un calor que irradiaba del objeto. Cuando se retiró del área, todos sentimos una ráfaga de viento refrescante al mismo tiempo.

"Lo siento que no salí completamente afuera, para mirarlo mejor, pero tal vez fue nuestro instinto de protección que me impidió hacerlo. Esto puedo decir, si era algo extraterrestre entonces no era hostil, porque no nos hizo daño, excepto a los daños en la subestación."


La Sra. Evelyn Suárez, residente de Colinas de Fairview, también en Trujillo Alto, pero a unas tres millas de distancia de donde ocurrió el incidente, fue capaz de ver el objeto suspendido sobre el sector de El Conquistador: "Lo que vi era enorme, gigantesco. Era redondo y su metal externo parecía de cobre, con una luminosidad anaranjada en todo su alrededor. Si usted vio la película 'Starman', el ovni era algo así como un globo enorme con luces rojas-anaranjadas; era algo parecido así. También tenía luces verdes y otros colores a su alrededor. Y estoy segura de que habían otros objetos luminosos más pequeños alrededor del objeto cerca. ¡Oh eso era una tremenda nave! Pues es la mejor manera de describírsela. Nunca esperaba ver algo así, nunca."


José y Sonia Adorno, que viven en el piso 15 del Condominio Los Cedros, también en Trujillo Alto, a unas cinco millas de distancia, revelaron que vieron todo desde su apartamento. Ella comentó: "Eran casi las 12:20 am (00.20 horas), y de repente todo se volvió muy alumbrado. Cuando miramos, vimos algo muy grande y redondo en el aire rodeado por una especie de nube. Había una luz amarilla-azulada brillante subiendo desde el suelo a algo como una plataforma enorme que estaba en el aire sobre El Conquistador. Era algo redondo y un poco aplanado en la parte superior con una luz amarilla-anaranjada a su alrededor. Estaba asustada por lo que vi, y mi marido me dijo que no era nada, tal vez sólo una avería del transformador eléctrico, pero no era eso, era algo raro. Entonces esa cosa se ​​fue volando hacia el norte y se desapareció a gran velocidad.

José dijo, "Fue algo enorme. Yo compararía su tamaño con el estacionamiento del "Trujillo Alto Plaza Shopping Center", pero por supuesto, de la distancia que lo estaba viendo. Así es lo grande que era. Nunca había visto algo como eso. Muchas personas más deben haberlo visto también. Sonia tenía razón, porque su vecina, la señora Rosa Flores, también lo vio".


Ramsés Díaz, un joven que vive en la urbanización Ciudad Universitaria, en las afueras de Trujillo Alto, también lo vio junto a su hermano. Él dijo, "Era luminoso, algo enorme en una nube, realmente grande. Una bola grande de luz anaranjada con muchas luces pequeñas por encima de él. Llamé al Servicio Nacional de Meteorología en Isla Verde y su pronosticador me dijo que no había tormenta eléctrica esa noche y que no podían explicar lo que la gente estaba describiendo y de lo que estaba sucediendo. Después de lo ocurrido, me puse en contacto con CUFOS, en Illinois, Estados Unidos y hablé con el Sr. John Timmerman, quien me envió unos formularios de memoria para mí llenar y para especificar los detalles de lo que vi. Dijo que si lo que yo estaba describiendo era preciso, lo que vimos fue un ovni".


El Sr. Sergio Serrano lo vio todo desde la estación de gasolina donde él trabaja en la calle De Diego, en Sabana Llana, Rio Piedras. "Vi esa cosa mientras volaba sobre nosotros hacia Trujillo Alto. Venía del bosque tropical El Yunque". El testigo describió el objeto similar a los otros testigos.


Muchos residentes de la zona residencial de Covadonga, en Trujillo Alto, entre ellos la Srta. Elizabeth Torres, también vio el espectáculo increíble. Ella dijo, "¡Hermoso! era un platillo volador grande. Cuando todo se iluminó, salimos a ver y vimos una cosa grande en el aire inmóvil por encima de las montañas, sobre Carraízo. Era un platillo, muy grande, con una luz anaranjada y luces más pequeñas que cambiaban colores a su alrededor. ¡Hermoso! Este lugar estaba lleno de gente viendo esa cosa ahí".


El Sr. Luis Rodríguez, un guardia de seguridad que patrulla el local de una empresa en Carolina, al lado de la Compañía Travenol, dijo que vio el objeto según sobrevolaba sobre él muy rápido hacia el oeste, hacia Trujillo Alto. Dijo que era enorme, como una bola anaranjada de luz con muchas pequeñas luces a colores encima, y que parecía venir desde el este. "Esa cosa venía del bosque tropical El Yunque. Era inmenso. Todavía me pongo nervioso cuando pienso de lo que vi", él explicó.


El Sr. Enzo Rizzo, quien vive en el Condominio Los Olmos, en Río Piedras, a unas seis millas de distancia de Carraízo, informó que había visto el incidente también. Él dijo, "el objeto y su gran luminosidad, así como una serie muy potente de rayos brillantes de luces blancas que salían de su parte superior y se proyectaban hacia arriba al espacio mientras se movían en un movimiento en forma de abanico." Rizzo, un italiano que había llegado a Puerto Rico en esos mismos días, dijo que nunca ha visto algo así antes en su vida, como lo que vio en la noche del Domingo, 17 de marzo 1991. "Era un espectáculo increíble, algo fuera de este mundo".

La compañía eléctrica vino para reparar los daños:


Al día siguiente, varios empleados de la Autoridad de Energía Eléctrica de Puerto Rico estaban reparando los daños en la subestación, que ascendió a $355,000.00 en pérdidas. Postes eléctricos y varias líneas de alta tensión estaban quemados. Un número de transformadores quemados estaban entre los equipos dañados. Dos supervisores e ingenieros de la Autoridad de Energía eléctrica, el Sr. José Luis García y el Sr. Orlando Lozada, comentaron acerca de la subestación dañada.

Según Lozada, "Todavía no puedo explicar qué causó todo este daño. No había ninguna razón para que esto suceda así. Primero hubo un cortocircuito muy potente debido a un contacto aparente entre dos cables de alta tensión que estaban suficientemente alejados entre sí para evitar que eso suceda... pero sucedió de de todos modos."


Técnicamente, su respuesta implicó ahora que había un misterioso factor involucrado con lo que sucedió. Pero había otra pregunta; si lo que ocurrió fue un cortocircuito como se explicó oficialmente, ¿Por qué los sistemas de seguridad no apagaron el sistema que impide que eso suceda, en vez de permitir que la energía eléctrica continúe fluyendo como lo hizo por varios minutos, aumentando el amperaje a un nivel asombroso?

Para esto, el ingeniero García respondió que, "Esta estación cuenta con un sistema automático para prevenir eso. Tan pronto que se produzca una sobrecarga, se supone que eso corte el flujo de energía. Si no lo hace, hay otra alternativa adicional que corta la energía. Sin embargo, lo que sucedió aquí fue de tal magnitud que ninguno de los dos sistemas de emergencia respondió. Esto causó una sobrecarga de energía extrema y el nivel de energía fue al infinito. Eso explica los daños aquí..."

Otro supervisor dijo allí que, "Lo que pasó no era natural. No hay una explicación de lo que sucedió aquí anoche."


Un supervisor de alta posición de la Autoridad de Energía Eléctrica de Puerto Rico explicó que "los controladores no funcionaron allí, y el tipo de fallo que ocurrió no es común, especialmente ahí donde el equipo tiene un buen mantenimiento. Llamamos a ese tipo de descargas 'disparos' en este caso, porque los controladores dejaron de funcionar. Pero en Puerto Rico eso ocurre con frecuencia debido a causas desconocidas y misteriosas. Algo que podría explicar esto es lo que un empleado me dijo relativo a ocurrencias similares en Barceloneta (unas 40 millas de San Juan). Él explicó que él vio cuando un platillo volador descendió y comenzó a absorber la energía de otra subestación allí en Cruce Dávila, en Barceloneta, al lado del recinto de la fabrica farmacéutica (Abbot Pharmaceutical Labs), con efectos similares a ésos vistos en Trujillo Alto."

Fenómenos periféricos:

Además de la observación, se reportaron varios otros fenómenos:

1. Un número de residentes en El Conquistador con ventiladores de techo en sus hogares informaron que las aspas de los ventiladores se inclinaban hacia arriba mientras que el ovni estaba por encima de sus casas, como si una fuerza magnética fuerte las atraía.

2. Otros testigos dicen que sus ventiladores de mesa comenzaron a girar al revés, volviendo a la normalidad después cuando el ovni se fue.

3. Algunos testigos dicen que los contestadores automáticos de teléfono comenzaron a trabajar por su cuenta y soltaban sus mensajes grabados.

4. Una señora residente del El Conquistador y una pariente del testigo José Miranda, que tiene una placa de metal en la cabeza debido a una cirugía en el cerebro, afirma que durante el tiempo que el ovni estaba ahí sentía un dolor muy fuerte en la cabeza, sintiéndose mejor cuando se fue.

5. Al día siguiente, después de haber visto el fenómeno y el ovni ahí, una muchacha de 17 años de edad empezó a levitar y flotar en su habitación mientras su madre la miraba.

Otro detalle interesante fue el comportamiento demostrado por los animales en el sector. Muchos gallos y perros de los vecinos allí, que eran conocidos por su comportamiento estrepitoso, se quedaron totalmente silenciosos toda esa noche hasta la tarde del día siguiente. Se quedaron callados y parecían que estaban asustados. 

Por lo menos dos programas especiales de entrevistas de radio fueron transmitidos a la gente para hablar sobre lo que habían visto y experimentado. La mayoría de los relatos fueron similares a ésos ya mencionados en este informe.

Conclusión:


Hay muchas preguntas todavía sin respuesta acerca de todos estos incidentes importantes que se presentan aquí, incidentes que son sólo una fracción de la plétora de tales casos en la isla de Puerto Rico. Pero sin una duda, estos eventos indican que el fenómeno ovni/extraterrestre es muy cercano a la realidad cotidiana de Puerto Rico.

Por otro lado, todos los días hay avistamientos de ovnis y abducciones reportados por testigos creíbles y confiables en toda la isla. Debido a la gran cantidad de actividades de ovnis aquí, mucha gente se pregunta si Puerto Rico ha sido seleccionado por una especie extraterrestre para experimentar tocante las reacciones psicológicas y sociológicas y de los efectos durante tales contactos. Debemos recordar aquí que Puerto Rico es una posesión territorial colonial de los E.U.A. y es muy posible que "alguien" podría haber elegido la isla para tales pruebas, ya que se encuentra bajo la jurisdicción de los E.U.A., y quizás para proporcionar información al gobierno sobre cómo la reacción humana sería si o cuando una nave(s) espacial alienígena nos visite. Muchos creen en los E.U.A. y en el extranjero que existe un acuerdo secreto entre el gobierno de los E.U.A. y una cierta especie de extraterrestres, y aunque no hay ninguna prueba sólida específica sobre eso, hay mucha evidencia circunstancial que tiende a implicar eso.


La mayoría de incidentes relacionados con los ovnis han demostrado la relación con las cantidades de bases militares estadounidenses en la isla. El número creciente de diferentes tipos de incidentes de ovnis, los tantos informes de aviones de combate que "persiguen" los ovnis y esto junto con los objetos extraños que algunas personas ven saliendo volando de las bases militares estadounidenses, dan la impresión de que los militares de los E.U.A. están implicados con el fenómeno ovni. Debido a esto, muchos testigos aquí en la isla se preguntan: ¿están realmente esos aviones de combate estadounidenses persiguiendo los ovnis... o los están escoltando?



Todo indica que un ovni enorme fue observado realmente por numerosos testigos en Trujillo Alto y en las comunidades vecinas, un ovni que aparentemente controló de alguna manera los sistemas de emergencia de la subestación para evitar que se corte el flujo de energía. La gran sobrecarga de energía posterior fue aparentemente lo que este objeto o nave estaba buscando, tal vez para recargar algunos sistemas internos o para otra cosa que ni siquiera podemos imaginar en este momento. Lo importante aquí es que hasta este momento más de un centenar de testigos se dieron a conocer ya, todos ellos dando precisas descripciones similares del objeto visto allí. Testigos de hasta 10 millas de distancia de uno al otro que ni siquiera se conocen, y el Servicio Meteorológico Nacional confirmó que no había tormenta eléctrica en las cercanías de Puerto Rico, según explicado oficialmente por el gobierno y los oficiales de la Autoridad de Energía Eléctrica.  A pesar de los múltiples testigos, el gobierno está tratando de encubrir el incidente. Pero para los residentes de El Conquistador y del barrio de Carraízo una cosa está clara; ellos están seguros de que fueron visitados por una nave extraterrestre, e indudablemente vinieron de otro planeta.

lunes, 1 de octubre de 2012

La abducción del argentino Julio Platner



Introducción:

Uno de los casos de abducciones más conocidos en Argentina se produjo en la provincia de La Pampa. El abducido, Julio Platner, agricultor y comerciante de la pequeña localidad de Winifreda, pasó por una experiencia de pesadilla después de una visita rutinaria a la casa de un amigo.

Winifreda era en ese entonces un pueblo de 1.700 habitantes, está situado a 670 kilómetros de Rosario y a 45 kilómetros al norte de Santa Rosa, capital de La Pampa. Como la mayoría de los residentes de esta pequeña localidad soñolienta, Julio Platner, 33 años en ese entonces, se dedicó al negocio de cultivo de cereales. Era una persona sencilla de pocas palabras, que rara vez leía noticias en los periódicos que llamaban la atención y fue visto como un buen compañero.

La historia:

En la tarde del 9 de agosto de 1983, Julio Platner visitó la finca de Don Antonio Fisher, situada a unos 10 kilómetros de la localidad de Winifreda, para gestionar la venta de cereal. La amigable charla se prolongó más de lo previsto y alrededor de las 7:30 pm (19:30 horas), Platner decidió irse a su casa. Fisher lo acompañó al lugar donde había estacionado su camioneta y antes de despedirse le pidió a Platner de asegurarse de cerrar bien la tranquera (puerta o portón en otros países) para evitar el escape de un grupo de caballos que estaban sueltos en la finca.


Mientras Platner se dirigía hacia la entrada de la finca, vio a una reflexión entre los árboles, pero no le pareció importante. Cuando llegó a la tranquera, se salió de su camioneta para abrirla y de pronto vio una masa luminosa de luz lanzándose hacia él, que parecía la luz de una "soldadura autógena" y produjo un sonido similar al de una turbina. Instintivamente intentó de cubrir su cara con su brazo derecho, pero perdió el conocimiento.

Una experiencia increíble:


Cuando su conciencia volvió, se encontró sobre una camilla o "un sillón, parecido a lo que los dentistas usan", rodeado por cuatro seres que lo observaban atentamente. Como pudo notar, la habitación era amplia y esférica, sin esquinas notables y las paredes "parecían estar cubiertas con tapicería ya que en ciertas partes notó algo como hundimientos". El lugar estaba bien iluminado, pero Platner no pudo identificar ninguna fuente de luz convencional. A su derecha observó una especie de "vitrina", que se destacaba por su brillantez en contraste con el resto del entorno que era más opaco y no mostraba ningún detalle. Platner estima que permaneció en esa sala por unos cinco minutos.


Los seres que lo acompañaban tenían una forma antropomórfica, eran proporcionados en altura, estimado a 1,60 metros. Dos de ellos estaban delante del abducido y los otros dos en cada lado y levemente detrás de él. Uno de los seres tenía senos, por lo que Platner identificó a éste como una mujer. Ella estaba reteniendo el hombro derecho de Platner con su mano izquierda.

Los ojos de estos seres eran grandes, redondos, fijos y no tenían párpados. En vez de encontrarse hundidos en una cavidad, sobresalían de la cara y Platner afirmó que en el centro de cada ojo "había otro ojo pegado en la parte superior del otro." Los labios eran finos, similares a los de los humanos y la nariz era chata y tenía dos pequeños agujeros.


Sus movimientos eran suaves y lentos que dio la sensación de que se deslizaban en lugar de caminar. Platner describió el vestuario como "una sola pieza ajustada al cuerpo" de un color gris-verdoso, pero le dio la impresión de que se integraba con la piel, sin que se notara las costuras o los bordes de la tela.

Platner, que intentó de comunicarse, no lograba emitir ningún sonido ni podía oír lo que decían los seres al mover sus labios. Aseguró que la entidad femenina telepáticamente le informó que él podía contar de lo que le estaba ocurriendo, pero también le aseguró en adelanto que no todos iban a creerle. Un segundo mensaje le instó a calmarse.

Platner recuerda que el silencio era total, que la temperatura era absolutamente normal y que no se sentía la mano apoyada en el hombro derecho. En cierto momento, trató de levantarse, pero su cabeza chocó contra una barrera que no podía ver. No recuerda haberse golpeado, pero en cambio se sintió paralizado. Al observar su propio cuerpo, se dio cuenta de que le habían quitado la chaqueta y el suéter, el reloj y todavía tenía su camisa puesta, aunque la manga de su brazo izquierdo estaba enrollada.


El ser de apariencia femenina mantuvo su mano izquierda sobre su hombro derecho y los demás seres aplicaron en su muñeca izquierda un tubo transparente de unos 20 centímetros, con un extremo flexible que terminaba en una esfera. El ser movió el objeto sobre la superficie de su brazo izquierdo y se detuvo en la fosa del codo. El tubo se llenó hasta la mitad con sangre que, según Platner, parecía ascender en forma de remolino. Después de la extracción, se le instó a ponerse de pie, que Platner hizo con cierta inseguridad. Lo último que recuerda es que los seres desaparecieron repentinamente.



El despertar:

Platner recuperó la conciencia dentro de su camioneta. Aproximadamente cuarenta minutos habían pasado desde que el resplandor de luz se abalanzó sobre él. Se sentó con las manos en el volante y recordó que "no me faltaba nada. Tuve mi reloj y estaba completamente vestido de nuevo. Incluso tenía la chaqueta cerrada hasta la mitad como antes, algo que me llamó la atención porque la cremallera tiene un defecto en la parte de abajo y es difícil de enganchar. La llave estaba en su lugar, pero el motor estaba apagado, lo mismo con las luces de los faros, que antes estaban encendidas. El vehículo arrancó sin problemas."


Él inmediatamente reconoció el paisaje y se dio cuenta de que estaba en un camino vecinal a unos 17 kilómetros de la tranquera de acceso de la finca de Fisher. Entonces recordó que Fisher le había pedido que cierre la tranquera, así que regresó al lugar. Platner dijo que en el momento en que salió a cerrar la tranquera, tomó conciencia de la extraña experiencia que había vivido. Se colocó delante de los faros de la camioneta y pudo ver que tenía marcas en su brazo izquierdo, donde la sangre seguía brotando.

Platner subió a su vehículo y se dirigió a su lugar de trabajo en Winifreda. Llegó a Nervi S.A. aproximadamente a las 8:30 pm (20:30 horas), pero no comentó nada a sus compañeros de trabajo. Permaneció allí hasta las 9:00 pm (21:00 horas), y luego se fue a su casa. Su esposa notó que estaba alterado, ante su insistencia, Platner le contó lo sucedido. Ella le recomendó que al día siguiente visitara a Adolfo Pizarro, el médico de la familia.

El diagnóstico del médico:

Dr. Pizarro examinó las marcas y comprobó que la lesión en la muñeca parecía una simple raspadura. La marca que aparece en la fosa del codo fue una punción en una vena, similar a la que queda después de una extracción de sangre. El médico cree que el pinchazo no parecía haber sido producido por una jeringa común, ya que aparecen varios agujeros pequeños y la marca superficial no mostró evidencia de un hematoma.

Conclusión:

Esta historia fascinante es una abducción típica, excepto que este abducido recuerda todo lo que sucedió, sin la necesidad de la regresión hipnótica. Estando enterado de lo que había ocurrido y las heridas sufridas por él, me recuerda del caso del brasileño Antonio Villas Boas, que se produjo en 1957. Usted puede leer acerca de él en este sitio web aquí. El caso de Antonio Villas Boas, en memorias de abducciones alienígenas, fue el primero registrado.




Véase abajo la traducción del periódico escrito en inglés:










Lo siguiente fue escrito por Gary Richman del periódico estadounidense "The ENQUIRER", traducido por Nelson C. Rivera (PRUFON).


El detector de verdad confirma la historia del negociante:

"Los extraterrestres del ovni me abdujeron y me robaron mi sangre"


Un respetado empresario dice que fue abducido por extraterrestres quienes lo llevaron a bordo de su ovni, le extrajeron más de un cuarto de galón (un litro) de sangre, entonces lo trasladaron de nuevo a la Tierra – ocho millas (13 kilómetros) de donde fue recogido.

"Yo estaba estupefacto... Pensé que estaba soñando", recuerda Julio Platner, propietario de una tienda de alimentos de ganado en Winifreda, Argentina.

Un médico que examinó a Platner dice que está convencido de que el hombre estaba diciendo la verdad... y Platner incluso pasó una prueba de detector de la verdad con gran éxito.

Su pesadilla comenzó cuando conducía una camioneta por un camino de tierra en dirección a casa, alrededor de las 7:30 pm (19.30 horas) del 09 de agosto del año pasado.

"De pronto me quedé desconcertado por una luz muy brillante, acompañada por un zumbido extraño", le dijo al periódico "The Enquirer".

"De repente yo estaba sentado en un cuarto extraño, pero sin mi camioneta. Las paredes de color beige (o beis) parecían acolchadas. No había puertas ni ventanas.



"Cuatro seres extraños estaban en el cuarto. Uno tenía rasgos femeninos y los otros tres eran varoniles. Eran cerca de 5 pies y 3 pulgadas (1,5 metros) y vestían con uniformes muy ceñidos que cubrían sus pies, y sus cabezas.

Tenían los ojos grandes saltones pero sin párpados y cejas, una nariz chata pequeña y una boca fina.                                     

"Yo estaba aterrorizado. Les pregunté quiénes eran y qué estaban haciendo... y me contestaron sin hablar. Me habían llevado a bordo de un platillo volante.

"Traté de levantarme y andar, pero parecía que estaba confinado por un escudo invisible. Oí una voz dentro de mí, diciéndome que me quedara tranquilo, que nada me iba a pasar.

"Me di cuenta que no llevaba mi abrigo y mi suéter ya, y mi reloj había desaparecido también. Una de las criaturas se me acercó con un tubo como de vidrio. Él lo puso en mi muñeca izquierda, entonces en la parte interior de mi codo.

"Pude ver que estaba sacando mi sangre... se elevaba en forma de gotas a través del instrumento transparente.

Recibí una orden mental de ponerme de pie. Sorprendentemente, mi reloj, abrigo y suéter estaban conmigo de nuevo. Hubo otro destello y me encontré en la Tierra, en mi camioneta... pero ocho millas de distancia de donde yo había estado antes. "

Aturdido y confundido, Platner condujo a su casa y le contó a su esposa lo que había sucedido. Ante su insistencia, dio aviso a la policía y vio a un doctor.

"Todo apoya la historia de Platner", dijo el oficial de policía Carlos Ponce, quien realizó la investigación policial del caso.

"Al mismo tiempo, él dice que cuando Platner fue llevado a bordo del ovni, los televisores en la ciudad tuvieron interrupciones de transmisión... sin explicación.

"También descubrí algo muy extraño al día siguiente... las marcas de los neumáticos de la camioneta de Platner corre hasta cierto punto, y luego se detiene, confirmando su historia.

"Y 15 días después del incidente, un ovni grande circular fue visto sobrevolando la ciudad."

Para comprobar más la historia de Platner, el periódico Enquirer tenía una cinta de sus declaraciones analizada mediante un "Psychological Stress Evaluator" (Evaluador de Estrés Psicológico), un dispositivo que se utiliza en más de 300 organismos encargados de hacer cumplir la ley para determinar si alguien está diciendo la verdad mediante la medición del estrés en su voz.

Un ex oficial de inteligencia de los Estados Unidos que co-inventó el dispositivo, llamado Charles McQuiston declaró que, "La voz de Platner es completamente libre de estrés. Está diciendo la verdad... no hay duda al respecto".

El Dr. Adolfo Pizarro, el médico que Platner vio después de su abducción, añadió que "En mi opinión profesional, hubo una extracción de sangre o de algún material.

"Le he tratado durante seis años y se puede declarar que Platner siempre ha sido tranquilo, racional y sano. Él es muy respetado y un ciudadano ideal".






video



Lajas

Aunque haya habido muchos avistamientos inexplicables en el pueblo de Lajas, la situación allí ha sido amplificada por la cantidad de mentiras y exageraciones por un grupo de supuestos “ufólogos” que ignoran otras áreas de Puerto Rico para promover el turismo en Lajas. Eso quedó evidente cuando mi esposa y mi hija se confrontaron con una terrible experiencia con los extraterrestres en Aguada y ese grupo de charlatanes rechazó nuestra súplica de ayuda. Por supuesto, si hubiera sucedido en Lajas, habrían saltado a la oportunidad para la fama y el turismo para ese pueblo. Esos engaños y mentiras fueron aprobados y sancionados por el entonces alcalde de ese pueblo que nombró a la ruta 303, “ruta extraterrestre”. La idea de construir un “ovnipuerto”, “los avistamientos de la llorona”, y el mayor engaño de todos, “de que un OVNI se estrelló allí” sólo podría encontrarse en una novela de ciencia ficción.

Por Nelson Rivera
Lea más

Horóscopo

中文(简体) Português English (US) Français Deutsch Italiano 日本語 한국어 Русский Español

Suscriba a este blog via →

El alien bailarín

Acerca de mí

Ufólogo, investigador criminal, músico, dibujante y escritor.


Yo trabajé 20 años para el Departamento de Corrección de la Ciudad de Nueva York. Primero como un Oficial de Corrección por 4 años, Capitán por 12 años y como "Deputy Warden" (diputado de prisión) por 4 años. Como agente de la policía y como supervisor, yo he conducido numerosas investigaciones criminales, algunas para alegaciones inimaginables.


En junio de 2005, después de mi retiro, me mudé a Puerto Rico con mi familia en donde mi esposa e hija tuvieron unas experiencias extraordinarias con extraterrestres. Estos encuentros con los alienígenas y abducciones subsecuentes de mi mujer y la falta de ayuda de los supuestos, "ufólogos" aquí en la isla, me llevó a involucrarme en el campo de la ufología y en la necesidad de ayudar a otros que han tenido experiencias similares.


Sobre PRUFON


PRUFON, Puerto Rico UFO Network, Inc., es una organización sin fines de lucro que lleva a cabo serias investigaciones y no conduce ninguna investigación que sea absurda. Nuestro objetivo es encontrar la verdad y las repuestas de unas de las más difíciles preguntas relacionadas con los avistamientos de OVNI, encuentros con los extraterrestres y abducciones alienígenas, etc. No estamos afiliados con ningún otro grupo ufológico en Puerto Rico ni en el mundo. PRUFON fue fundado en la ciudad de Aguadilla, Puerto Rico en septiembre de 2009 para compartir con el público lo que hemos logrado y hemos investigado en los campos relacionados con la ufología.


Esta red de Internet ofrece una perspectiva diferente en la vida, y trabaja duro para mantenerle informado sobre los fenómenos inexplicables que ocurren en la isla de Puerto Rico y en el Caribe. Colectamos y recopilamos informaciones sobre los objetos volantes no identificados (OVNIS) y otros fenómenos inusuales que los medios de comunicación (la prensa) y la ciencia no están dispuestos de exponer al público, ni quiere estudiar, ni si quiera reconocer.


Cualquier encuentro o avistamiento inusual que usted haya tenido y desea una investigación y/o desea publicarlo en este sitio Web, puede ponerse en contacto con PRUFON en prufon@gmail.com. Usted se mantendrá anónimo(a) si lo indica por escrito.







La historia completa está en YouTube AQUÍ